Información sobre vivienda y economía

Verano récord para la ocupación femenina: hay más mujeres que nunca trabajando en España

Este verano el mercado laboral está batiendo récord. A pesar de que todavía hay más de 3 millones de parados y que queda pendiente recuperar el 30% del empleo que se destruyó durante la crisis, la buena noticia es que el número de mujeres afiliadas a la Seguridad Social está en máximos históricos.

Según los datos que maneja el Ministerio de Empleo, actualmente hay casi 8,5 millones de ocupadas: concretamente 8,48 millones. El dato más alto de la serie se registró en junio, con 8,506 millones, mientras que julio, y a pesar del leve descenso, se ha coronado como el mejor séptimo mes jamás visto, y como el tercer registro más alto de toda la serie.

Hasta ahora, el honor lo tenía 2008, cuyo julio terminó con 8,25 millones de afiliadas, lo que significa que actualmente hay unas 234.000 mujeres más dadas de altas en el sistema que al inicio de la crisis.

Para hacerse una idea del ‘salto’ que ha pegado la ocupación femenina basta viajar hasta 2013. Fue el año en el que la crisis enseñó su lado más cruel y en el que muchos indicadores marcaron mínimos, tanto en el terreno económico como en el inmobiliario. Enero y febrero de aquel ejercicio son los únicos meses de la serie en los que el número de ocupadas ni tan siquiera llegó a 7,5 millones. En los 54 meses que han pasado desde entonces, el volumen total de afiliadas a la Seguridad Social ha crecido en un millón o, lo que es lo mismo, en un 13%.

La primera vez que se recuperó la barrera de los ocho millones fue en diciembre de 2015, aunque no lo consiguió de forma definitiva. Hubo que esperar hasta marzo de 2016 para que dicho nivel se convirtiera en el nuevo suelo y, desde entonces, la cifra no ha dejado de crecer. Esta pasada primavera, el número de mujeres ocupadas rebasó los 8,4 millones, mientras que, en junio, justo al arrancar la campaña veraniega, se alcanzó el récord de 8,506 millones de afiliadas a la Seguridad Social.

Diego Barceló, investigador de la consultora Adecco, explica a idealista/news que “la ocupación está creciendo con una fuerza similar en ambos sexos desde 2014, cuando empezó la recuperación, y sostiene que las cifras récord de empleo femenino están en máximos gracias al cambio del rol de la mujer en la sociedad”. De hecho, insiste en que la incorporación de la mujer al mercado de trabajo empezó a crecer con fuerza hacia el año 2000 y ahora es cuando se están recogiendo los frutos, y prevé que la tendencia se mantenga mientras continúe el crecimiento económico.

Por su parte, Javier Caparrós, director internacional de Trabajando.com, sostiene que otra clave es que "la gran mayoría de las mujeres asalariadas desarrolla su actividad en el sector servicios y ventas", precisamente los que más se benefician del periodo estival y del nuevo récord que está registrando el turismo. A ello se suma que "las empresas pueden beneficiarse de los planes estatales y autonómicos de bonificación por contratación de mujeres, siendo estos programas especialmente importantes en colectivos donde mayor tasa de paro se registra como son los jóvenes o los mayores de 45 años, o las personas en riesgos de exclusión social".