Información sobre vivienda y economía

Portal de l’Àngel y Preciados, las calles más caras de España para abrir una tienda

Si bien el ecommerce se presenta como un duro rival para el comercio físico, los precios en las principales calles comerciales de España siguen creciendo año tras años. En el primer semestre de 2018, Portal de l’Àngel, en Barcelona, y calle Preciados, en Madrid, se han convertido en las calles más caras del país para poner en marcha un local comercial, según un informe elaborado por Savills Aguirre Newman.

Portal de l’Àngel continúa manteniendo el oro como la calle más cara por renta y m2. En los seis primeros meses del año, esta vía peatonal ubicada en el centro de la capital catalana tenía un precio de 285 euros por m2/mes, frente a los 280 euros por m2/mes de 2017 y los 270 euros por m2/mes de 2016.

De cerca le sigue calle Preciados, ubicada en el centro de Madrid y que une dos de las principales vías comerciales de la capital: Gran Vía y Puerta del Sol. Abrir una tienda en esta zona cuesta, de media, 277 euros por m2/mes, lo que significa que en un dos años el precio se ha aumentado un 2,6%, según datos del informe elaborado por la consultora.

Entre las cinco calles más caras de Madrid y Barcelona también se cuelan las mecas de las firmas de lujo en España: Paseo de Gracia, en Barcelona, con un precio de 260 euros por m2/mes, y  calle Serrano, con una renta de 246 euros por m2/mes. El ‘top five’ lo cierra Gran Vía, que con un precio de 240 euros por m2/mes se ha convertido en el place to be de los principales grupos de distribución de moda, tecnología y restauración en Madrid.

Principales operaciones del semestre

Madrid ha sido una de las ciudades protagonistas en la inversión de retail en los seis primeros meses del año. Entre las más importantes destacan la compra del número 13 de calle Preciados por el fondo estadounidense Hines a Grupo Baraka, capitaneado por el empresario murciano Trinitario Casanova.

También en Madrid se cerraron operaciones como la venta del Mercado de San Miguel, que pasó a ser propiedad de Redevco y Ares Management; la compra por parte de AEW a Activum SG del Mercado de Fuencarral, o el número 16 de la calle Fuencarral, vendido por Thor Equities a Union Investment.

Otra de las operaciones más relevante fue la venta de un portfolio de locales comerciales propiedad del gigante gallego Inditex al fondo alemán Deka, que supuso una inversión de 400 millones de euros.