Información sobre vivienda y economía

El País Vasco destinará el 40% de las viviendas protegidas de alquiler a jóvenes

Se busca la cohesión social entre distintos colectivos

Imagen de Bilbao. / Gtres
Imagen de Bilbao. / Gtres
Autor: Redacción

El Gobierno vasco busca acabar con el problema de acceso a la vivienda que existe entre los jóvenes. Para ello, el Ejecutivo regional ha aprobado un decreto para destinar cuatro de cada diez viviendas protegidas en alquiler a personas menores de 36 años. Esta medida se ha tomado porque la Administración había detectado que este grupo de personas se quedaban fuera de este tipo de promociones. Además, también se busca la cohesión social entre distintos colectivos, según publica ‘El Mundo’.

"Se trata de buscar una mezcolanza en los bloques de vecinos", ha afirmado el consejero de Vivienda Iñaki Arriola en su comparecencia tras el consejo de Gobierno de este pasado jueves. "Queremos que cada comunidad de vecinos en alquiler protegido sea lo más parecido posible al conjunto de la sociedad vasca, sin que se propicien áreas segregadas", ha puntualizado en este sentido.

Pero la reserva de un cierto número de viviendas a los jóvenes no es la única modificación del Gobierno vasco. Destaca también el cambio de algunos baremos de renta para poder optar al arrendamiento o la compra de una casa de VPO, no las que se refiere las viviendas sociales, que mantienen los límites entre 3.000 y 25.000 euros.

Con respecto a las viviendas de protección oficial, si el ciudadano pretende alquilar deberá de tener en cuenta que se incrementa el límite inferior de renta anual, que pasa de 3.000 a 9.000 euros, mientras que el superior se mantiene sin cambios en 39.000 euros. Por su parte, para la compra el límite inferior también aumenta de 9.000 a 12.000 euros, y el superior no tiene cambios, en 39.000 euros.

Las personas mayores y con alguna discapacidad también están de enhorabuena, porque el Ejecutivo vasco también ha decidido crear un fondo especial para el fomento de la accesibilidad específico para mayores de 65 años y personas con discapacidad tengan escasos ingresos o un problema de acceso a la financiación. En este sentido, se podrá sufragar con el fondo hasta el 100% de la rehabilitación en accesibilidad no cubierta por el resto de las subvenciones públicas destinadas a este fin.