Información sobre vivienda y economía

Las hipotecas fijas estrenan 2019 en máximos: ya se firman más de 600 al día

Autor: Redacción

Las hipotecas fijas siguen dando muestras de fortaleza y suman dos meses consecutivos de récords: se despidieron de 2018 registrando el mayor peso de la historia en la contratación mensual y ahora han empezado este ejercicio marcando máximos en número de préstamos firmados.

Según los datos del INE, y a pesar de que en enero representaron un 37,2% de las operaciones (cuatro puntos por debajo del 41,4% de diciembre), el repunte de la firma global de hipotecas le ha puesto en bandeja un nuevo máximo: en el primer mes del año se firmaron 13.700 préstamos a tipo fijo para la compra de vivienda, una cifra inédita hasta la fecha. Es decir, cada día laborable se contrataron unos 652.

Hasta ahora el récord era el de septiembre de 2018, cuando el número rebasó por primera vez la barrera de las 13.000 hipotecas fijas mensuales. La cifra de enero supone más de un 10% de las que se firmaron durante todo 2018 (135.200 préstamos, 10 veces más que en 2014). Esta ha sido la evolución anual de las hipotecas fijas desde el boom:

Este subidón de las hipotecas fijas ha coincidido con los mínimos históricos del euríbor, el indicador de referencia para la mayoría de los préstamos para la compra de vivienda, que lleva tres años en negativo, y con una amplia y atractiva oferta de estos productos por parte de los bancos.

Según el comparador de hipotecas de idealista, hay préstamos fijos a 30 años con un interés a partir del 2,05%, en línea con la media histórica del euríbor a 12 meses (2,08%), lo que está impulsando su contratación. De hecho, desde idealista/hipotecas reconocen que el 56% de sus operaciones son a tipo fijo, mientras que un 37% están ligadas a un interés variable y el resto, es a tipo mixto. 

No podemos olvidar que este tipo de préstamos permiten a los clientes evitar cualquier sobresalto de la cuota mensual, ya que se paga lo mismo desde la primera a la última. No obstante, los últimos cambios normativos en materia hipotecaria podrían afectar a las futuras contrataciones, al menos en lo que se refiere al precio. El propio Banco de España sostiene que la nueva ley hipotecaria que entrará en vigor a mediados de junio podría llevar a los bancos a encarecer los nuevos préstamos fijos para cubrirse de posibles pérdidas financieras.

Sin embargo, para Juan Villén, responsable de idealista/hipotecas, el impacto no debería ser muy elevado, ya que "la fuerte competencia hace que la banca esté ya tirando los precios para captar clientes; ya han descontado la nueva ley y la subida ha sido mínima". Además, recuerda que el Banco Central Europeo (BCE) ha aplazado la subida de los tipos de interés en la eurozona (sería el primer repunte del precio del dinero desde 2011) y ha anunciado una barra libre de liquidez al sector financiero, "unas medidas que han abaratado el coste de financiación de los bancos a largo plazo, lo cual se está trasladando en mejoras de precios en las hipotecas a tipo fijo", concluye Villén.