Información sobre vivienda y economía

Vallcarca, la asignatura pendiente de Barcelona, encara su remodelación urbanística

El barrio barcelonés, desde el puente de Vallcarca / Wikimedia commons
El barrio barcelonés, desde el puente de Vallcarca / Wikimedia commons

Vallcarca, en el barrio alto del distrito de Gracia, es uno de las zonas de Barcelona con mayor reserva de suelo libre y edificable. El equipo de Colau, respondiendo a las peticiones de los vecinos de proteger la zona, convocó un concurso para redefinirlo urbanísticamente que ya tiene ganador. El proyecto del arquitecto Carles Enrich, titulado 'arrels', mantendrá el patrimonio histórico del barrio y su identidad. En total se renovarán 15.443 m2 de una zona que actualmente se encuentra abandonada

El proyecto ganador, con una puntuación de 95 puntos sobre 100, pretende reurbanizar la zona que comprenden las calles Farigola, Cambrils, Calendau, Gustavo Adolfo Bécquer y la avenida Vallcarca. Con el nombre de 'arrels' (raíces en catalán) "habla de ir a la raíz del pueblo y del patrimonio intangible popular de Vallcarca", según lo ha definido el arquitecto. La propuesta realzará el agua como patrimonio del barrio reactivando su función y reaprovechando el agua de la lluvia para el riego. Si algo identifica la zona es su condición de cuenca hídrica por los torrentes de agua de Farigola y Vallcarca que venían de la montaña Collserola.

En la presentación de la propuesta, el regidor del barrio de Gracia, Eloi Badia, ha celebrado que el proyecto ganador "sienta las bases del modelo de ciudad del futuro" y "potencia lo verde y las casas bajas", que acaparan todo el protagonismo en la reurbanización. Con todo, habrá espacio para la construcción de otros modelos de vivienda, como las iniciativas de cooperativas de vivienda. 

Durante años ha ido degradándose la zona. Con derribos, como el de la famosa casita Blanca, han ido dejando solares y espacios despoblados. Algunos fueron recuperados por los vecinos a modo de huerto urbano o centros sociales, pero otros siguen deteriorando el barrio con el paso del tiempo. El plan general metropolitano (PGM) para Vallcarca se reactiva después de llevar parado desde 2002. Ahora, se prevé que para enero se iniciará el redactado de la Modificación del PGM y hasta 2019 no estará lista la modificación, el último año de mandato de BenComú. Se calcula, pues, que la reforma se iniciaría formalmente en el próximo mandato, entre 2019 y 2023.

El Ayuntamiento, con la ayuda de los vecinos y asociaciones comerciales, ha ido convocando jornadas participativas para resideñar Vallcarca. El resultado fue convocar un concurso para dar con una propuesta que respondiera a todos los requisitos de los actores implicados. Del total de superficie se reservarán unos 6.000 m2 para vivienda pública, 2.570 m2 para huertos urbanos y 1.000 m2 para zonas polivalentes. 

Propuesta 'Arrels', de Carles Enrich / Ajuntament de Barcelona
Propuesta 'Arrels', de Carles Enrich / Ajuntament de Barcelona

El barrio pertenece al distrito de Gràcia, en la zona alta del mismo. Verlo desde una vista de pájaro permetiría apreciar los parques que lo abrazan: el del Putxet y el Park Güell. Las grandes zonas verdes y las calles empinadas (muchas con escaleras mecánicas para facilitar el acceso a los vecinos) lo caracterizan y hacen de este barrio de Barcelona unas de las áreas más pacíficas. Una parte del barrio es zona residencial de casas bajas o unifamiliares, aunque otra parte de él deba convivir con uno de los parques más turísticos de la ciudad y el río de visitantes que ello conlleva: el Güell, obra de Gaudí