Información sobre vivienda y economía

Gigantes de hormigón: los 10 mayores edificios del planeta no son rascacielos

Autor: Hoja de Router (colaborador de idealista news)

Cuando se habla de edificios mastodónticos, hay un nombre que no puede faltar: el enorme Burj Khalifa, un rascacielos que observa la ciudad de Dubái desde unos impresionantes 828 metros de altura. En el 2007, la empresa promotora de la obra anunciaba que la torre había usurpado el título de construcción más alta del planeta al Taipei 1010 (508 metros), una medalla que continúa luciendo a día de hoy.

Tampoco deberíamos olvidar a otro gigante entre los gigantes, el New Century Global Center, localizado en Sichuan (China). Aunque no hace falta levantar demasiado la cabeza para mirar sus cornisas, sí hay que darse un buen paseo para lograr rodearlo completamente. La planta del inmenso edificio tiene 1,76 millones de metros cuadrados, una superficie mayor que la ocupada por la ciudad del Vaticano.

Sin embargo, ninguno de estos descomunales edificios figura en la lista de los más grandes del mundo cuando tomamos como referencia el volumen total que abarcan.  Este ‘ranking’ de enormes proporciones tiene como protagonistas a otras construcciones menos conocidas, pero con unas medidas nada desdeñables.

Una enorme fábrica de Boeing. A la cabeza de la lista se encuentra la fábrica que Boeing tiene en Everett (Washington), donde la empresa comenzó a fabricar los primeros 747. A pesar de que las obras iniciales terminaron en 1967, la compañía ha ido ampliando el edificio hasta superar los 13 millones de metros cúbicos. Hoy en día salen de su interior cuatro modelos de aviones diferentes.

Imagen: Jetstar Airways en Flickr

Un gigantesco almacén. Al taller de aeronaves le sigue en tamaño el enorme edificio dedicado a importaciones que la cadena de grandes almacenes Target tiene en Savannah (Georgia). Su finalidad es guardar la mercancía adquirida por la firma para luego repartirla entre los centros encargados de distribución que la llevarán a los supermercados. Disponen de unos 7,43 millones de metros cúbicos para colocar las numerosas cajas y envases que llegan a las instalaciones.

Imagen: D Coetzee | Flickr

La planta de aeronaves de la competencia. El tercer puesto de la lista le corresponde a otro gigante de la aviación, Airbus. Se trata de la planta Jean-Luc Lagardère, localizada en Toulouse, donde sus ingenieros realizan el montaje de los modelos A380. Las piezas llegan desde otras partes de Europa, incluida España, por tierra, agua y aire, para después ser unidas en este espacio de 5,6 millones de metros cúbicos.

Imagen: TPS

Un descomunal parque temático. El Aerium, un enorme edificio de 5,2 millones de metros cúbicos levantado en Halbe (Alemania), también estaba pensado para fabricar aviones. No obstante, ha terminado convertido en algo totalmente distinto: hoy alberga un parque temático ambientado en el Trópico, el Tropical Islands Resort.

Imagen: Tropical Islands Resort

Un gran astillero. Otros alemanes se han ganado el quinto puesto en el ‘ranking’ de tamaño. La empresa Meyer Werft ha construido en la localidad de Papenburgo el astillero más grande del mundo, al que han bautizado como Dockhalle 2. De sus 4,72 millones de metros cúbicos han salido cientos de barcos de lujo, asequibles solo para unos pocos. 

Imagen: Meyer Werft

La mayor instalación de la NASA. Y de las aguas volvemos a las alturas, esta vez más allá de la atmósfera, para hablar del edificio de montaje de vehículos de la NASA que se encuentra en el Centro Espacial Kennedy, en Florida. Su construcción comenzó en 1963 con el objetivo de fabricar los vehículos espaciales necesarios para el programa Apolo, la primera misión que llevaría astronautas a la Luna. El edificio, de 3,66 millones de metros cúbicos, tiene incluso su propia meteorología: debido a la diferencia de temperatura entre las distintas capas de aire, el agua se condensa cerca del techo, provocando ligeras lloviznas.

Imagen: NASA

Un impresionante pabellón británico. Afortunadamente, en el interior del O2 Arena no hay precipitaciones, porque sus 2,79 millones de metros cúbicos han acogido desde conciertos a algunas de las competiciones celebradas durante los Juegos Olímpicos de Londres de 2012. Quizá lo conozcas como el North Greenwich Arena, el calificativo utilizado durante el multitudinario evento deportivo.

Imagen: Davide D’Amico | Flickr

Un antiguo centro de Tesco. El uso del edificio que ocupa el octavo lugar en el ‘ranking’ es más de andar por casa. Se trata del centro de distribución que la cadena de supermercados Tesco tiene en Donabate, un municipio irlandés cercano a Dublín. La construcción del inmueble, que tiene un volumen de 1,55 millones de metros cúbicos, costó a la empresa nada más y nada menos que 70 millones de euros.  La compañía lo vendió en 2014 por 129 millones a un fondo afincado en Johannesburgo (Sudáfrica).

Imagen: William Murphy en Flickr

Una fábrica de navíos militares. Al gigante del norte de Europa le sigue uno situado al otro lado del Atlántico. La fábrica  que la empresa Austal ha levantado en Mobile (Alabama) tiene 1,37 millones de metros cúbicos. La constructora de embarcaciones militares produce allí enormes navíos de combate para la Marina de los Estados Unidos.

Imagen: James Willamor en Flickr

Un espacio único en Hannover. Un poco más austera en medidas es la feria de muestras de Hannover que, pese a ocupar el último lugar en la lista, es el espacio más grande del mundo dedicado a este tipo de reuniones. Ocupa un volumen de 1,15 millones de metros cúbicos y se encuentra en Mitterfeld (Alemania). Los visitantes que acudan a las instalaciones pueden recorrer 27 estancias y pabellones, además de un centro de convenciones con 35 salas diferentes.

Imagen: Wikimedia

Ya sea por su altura, superficie o volumen, la única forma de apreciar las verdaderas dimensiones de cualquiera de estos edificios es desde el aire. Puede que tu casa te parezca ahora un poco más acogedora.