Información sobre vivienda y economía

De antiguo parking en altura a moderno edificio con vivienda social en Hamburgo (Alemania)

Foto cedida por Altstadt für Alle!
Foto cedida por Altstadt für Alle!
Autor: Antonio Martínez (colaborador de idealista news)

De gris y anodino aparcamiento en altura a moderno edificio con vivienda social y jardines en pleno centro. Ésta es la transformación radical que va a experimentar un anticuado parking de siete plantas de Hamburgo gracias a un proyecto ciudadano que, con respaldo del ayuntamiento, aspira a contribuir a revitalizar el casco urbano de esta ciudad alemana y hacerlo más sostenible y atractivo.

Las 546 plazas del aparcamiento de la Neue Gröningerstraße 12 darán paso a 70 pisos (de los que 42 serán vivienda social), espacios públicos y locales comerciales. E incluso, según el primer bosquejo de la iniciativa, a un pequeño jardín en el tejado. "Es un proyecto genial" y una "contribución pionera" en una zona donde hasta ahora ha primado la "búsqueda de beneficios" del sector inmobiliario, asegura el responsable de Finanzas de la ciudad-estado de Hamburgo, el socialdemócrata Andreas Dressel.

Foto cedida por Altstadt für Alle!
Foto cedida por Altstadt für Alle!

La iniciativa de la asociación vecinal "Casco Antiguo para Todos" quiere lograr un "proyecto ejemplar de transformación urbana", como explican en su propuesta, para pasar de una estructura definida para y dominada por el coche a "un centro del siglo XXI sostenible y vivo". La idea de fondo, agrega este colectivo, es "lograr un patio de viviendas y tiendas mediante la transformación del aparcamiento venido a menos con un concepto comercial inteligente para el bajo y viviendas sociales" en las plantas superiores.

La apuesta tiene múltiples objetivos. En primer lugar, tratar de satisfacer parcialmente la demanda de vivienda en el centro de Hamburgo. Y conseguirlo a un precio razonable. La ciudad-estado, de las más caras para comprar y alquilar de Alemania, ha visto dispararse en los últimos años el mercado inmobiliario. Que 42 de los pisos vayan a ser vivienda social es, para la parlamentaria local Dorothee Stapelfeldt, la posibilidad de ofrecer "vivienda asequible en un enclave céntrico". La localización es envidiable. Se trata de una parcela en el corazón del centro urbano, entre el ayuntamiento, la plaza de la catedral y la ciudad portuaria, donde se alza la espectacular Filarmónica del Elba, nuevo icono de Hamburgo.

En segundo lugar, el proyecto busca contribuir a la transformación del casco antiguo y reconocer el cambio de usos y costumbres, pues cada vez menos personas recurren al coche particular para acceder a esa zona de la ciudad y el barrio precisa de espacios públicos y zonas comerciales. "La variada oferta comercial, gastronómica y cultural prevista hará que este proyecto contribuya a dotar al distrito de una mayor calidad de vida", indica Stapelfeldt.

Foto cedida por Altstadt für Alle!
Foto cedida por Altstadt für Alle!

Por último, llevar a cabo esta reforma de la manera más sostenible posible, conservando todo lo que se pueda aprovechar de la estructura previa de hormigón armado, persigue un objetivo medioambiental. No tener que derribar y construir desde cero un nuevo edificio, explican en "Casco Antiguo para Todos", implica un importante ahorro de emisiones de CO2.

Por el acuerdo el ayuntamiento ha cedido a la asociación de vecinos el derecho de construcción en la parcela y el edificio. Les ha dado además dos años para que desarrollen completamente un proyecto y lo dejen listo para ser ejecutado. Entre las acciones previstas hay un certamen arquitectónico para definir cómo se transformará el aparcamiento en altura.

El apoyo del gobierno local, sin embargo, no se traduce en financiación. La asociación busca por eso apoyo económico. Concretamente, padrinos que aporten 1.000 euros para sacar adelante el proyecto. No obstante, convertirse en donante no asegura el acceso a uno de los futuros pisos. "Casco Antiguo para Todos" llevará a cabo un proceso de selección para elegir a los afortunados que finalmente se harán con las nuevas viviendas de la Neue Gröningerstraße 12.

Foto cedida por Altstadt für Alle!
Foto cedida por Altstadt für Alle!

El caso de Hamburgo es uno de los ejemplos más llamativos de una emergente tendencia en Alemania, que quiere revitalizar espacios urbanos deteriorados y reconoce que el coche debe volver a dejar paso a las personas en las ciudades. "El tema está en el aire", señala en una entrevista en el Frankfurter Allgemeine Zeitung el director de la Academia de Cámaras de Arquitectos y Urbanistas de Hesse, Rolf Toyka. Su institución lleva dos años impartiendo un curso sobre las posibilidades de reconversión de los aparcamientos en altura. Hay también una evidente razón económica. La Federación de Aparcamientos de Alemania estima que los parkings del país registran una ocupación media que se sitúa entre el 50 o 60 por ciento de las 2,6 millones de plazas distribuidas por todo el país.

Una de esas iniciativas se ha llevado a cabo en Colonia, donde los dos pisos superiores de un parking infrautilizado se han convertido en 31 viviendas en propiedad. El promotor es Contipark, un gran gestor de aparcamientos, que ya había hecho sus pinitos en otras instalaciones de Hannover, Augsburgo, Berlin y Hamburgo en las que había arrendando la planta superior de sus parkings en altura a establecimientos de hostelería, supliendo la falta de ocupación con una nueva línea de negocio y diversificando sus fuentes de ingresos.