Información sobre vivienda y economía

Grupo Villar Mir y R&A vuelven a verse en el juzgado con la titularidad de Canalejas en medio

El Complejo Canalejas en el centro de Madrid
Autor: Redacción

El Grupo Villar Mir, OHL y la sociedad R&A Palace Gestión se volvieron a ver las caras en un juzgado de Madrid ante la denuncia de R&A que solicita la paralización de las obra del Complejo Canalejas por atentar contra el patrimonio. Los abogados de OHL alegan que el denunciante no tiene legitimidad para pedir el cese porque no tiene ningún derecho sobre la propiedad.

La sociedad R&A Palace Gestión lleva litigando con el Grupo Villar Mir, OHL y el Centro Canalejas desde que las empresas de Juan Manuel Villar Mir comprasen al Santander los edificios que conforman el actual Complejo Canalejas por 215 millones de euros en 2012. Sin embargo, R&A firmó un acuerdo con la entidad bancaria en 2006 para adquirir y explotar los edificios.

Desde ese momento, R&A Palace Gestión lleva solicitando la devolución de 42 millones de euros por distintos cauces judiciales. En esta ocasión, OHL, Grupo Villar Mir afirman que “R&A no tiene la legitimidad para solicitar que se paralicen de forma inmediata los trabajos y alegan que hay una ausencia total de daños y perjuicios a quien no tiene ningún derecho sobre el inmueble".

El Ayuntamiento de Madrid también está presente en este interdicto del juzgado de instrucción número 54 de Madrid un problema de la obra. Los abogados del consistorio defienden que “se han conservado aquellos elementos históricos de los edificios que se identificaron en su día”, una de las causas por las que R&A presentó la demanda. Además, el Ayuntamiento niega que tengan una responsabilidad en este procedimiento y que  exista algún perjuicio sobre R&A.

R&A Palace Gestión insiste en que se paralicen las obras hasta que se concrete la propiedad de los inmuebles, que las obras se exceden de lo autorizado y que no cuenta con licencia de edificación.

El juez paralizó cautelarmente las obras el 14 de octubre pero estas se reanudaron después de que OHL pagara una fianza de 163.00 euros.