Información sobre vivienda y economía

ACI: "La demanda de oficinas eficientes crece y las empresas están dispuestas a pagar más por ellas"

Las empresas están cada vez más concienciadas con la sostenibilidad, la eficiencia energética y la calidad en los espacios de trabajo. Para Ricardo Martí-Fluxá, presidente de la Asociación de Consultoras Inmobiliarias (ACI) la demanda de oficinas eficientes está en plena expansión. “Las empresas que buscan un nuevo espacio sí que están dispuestas a pagar un mayor coste por ellas”, destacó.

Durante la presentación del Libro Verde que busca la aplicación de medidas eficientes de sostenibilidad en el sector inmobiliario se destacó que la rehabilitación de un activo inmobiliario, ya sea residencial o comercial, puede aumentar su valor de venta hasta un 17%. Si el inmueble sale al mercado del alquiler la cifra de beneficio aumenta hasta el 35%.

“Un edificio eficiente reduce hasta un 30% los costes operativos de servicios básicos como gas, energía o electricidad y representa un significativo ahorro”, afirmó Ricardo Martí-Fluxá, presidente de la Asociación de Consultoras Inmobiliarias (ACI).

Tanto los inversores, que ven como un edificio reformado con parámetros de eficiencia energética goza de una mayor demanda y permanece desocupado menos tiempo, como las empresas, que buscan nuevos espacios de trabajo, ven como la sostenibilidad contribuye al saneamiento del sector inmobiliario.

“Hemos necesitado algo menos de diez años en España para darnos cuenta de que el interés de la sostenibilidad refleja el deseo de los inversores en reducir el riesgo inmobiliario de los activos. El riesgo de obsolescencia por cambios legislativos o el riesgo de desocupación por una cada vez más sofisticada demanda de inquilinos ansiando espacios de más calidad y más productivos. Sin innovación, la competencia es por coste”, afirma David Lázaro, director técnico de Activos Inmobiliarios de Homuproject.

Las empresas, sobre todo las de nuevas tecnologías y relacionadas con el Internet de las cosas, demandan espacios de oficinas que mejoran la productividad y reduzcan los costes. Al fin y al cabo es una cuestión de rentabilidad. Y, por eso, los inversores cada vez apuestan más por espacios renovados sobre los que realizan actuaciones de eficiencia energética.

“Cada vez se incorporan nuevos elementos como sensores de movimiento, filtros solares, iluminación LED o sistemas de gestión de la calefacción autorregulables que no solo reducen el gasto y alargan la vida útil de los recursos que se utilizan, sino que aumentan el confort y bienestar de los ocupantes”, afirma el Libro Verde de la ACI.

Martí-Fluxá recordó además que la actividad de rehabilitación de los edificios “genera 18 nuevos puestos de trabajo por cada millón de euros invertidos en el sector de la construcción en España, aportando una mayor solidez a la economía española”.

No hay que olvidar que España debe cumplir los objetivos europeos 20/20/20 de reducción de los gases de efecto invernadero y reducir el consumo de energía en el sector no residencial para 2020.