Información sobre vivienda y economía

BBVA se sube al carro del optimismo y prevé que la vivienda se revalorice un 3,5% en 2017

BBVA se suma a las previsiones positivas de Bankinter y Caixabank sobre la revalorización de la vivienda en los próximos meses. La entidad presidida por Francisco Gonzalez estima que el precio medio de la vivienda en España se incrementará cerca de un 2,5% este año y un 3,5% en 2017, gracias "al dinamismo de las ventas de casas en un conexto de reducción del stock". 

Con este esperado incremento del precio de la vivienda, BBVA estima que la respuesta del mercado será un aumento de los proyectos residenciales, "lo que llevará la iniciación de viviendas a un nivel cercano a las 100.000 unidades". Se trata de una cifra lejana a la registrada durante el boom inmobiliario pero la entidad recuerda que comienza a alejarse del mínimo alcanzado en 2014. 

Una cifra que implica una buena salud del mercado residencial es la de unas 150.000 y 200.000 unidades nuevas al año, tal y como señaló en una entrevista Juan Antonio Gómez-Pintado, presidente de la asociación de promotores de España (APCE). En su opinión, se está tardando en equilibrar la producción de casas "porque hay un mercado de segunda mano mucho más activo que el de obra nueva". 

Pero BBVA destaca que el mercado inmobiliario sigue avanzando por la senda de la recuperación, a la vista del buen comienzo de año tanto en el aumento de las compraventas, como en la iniciación de nuevas edificaciones residenciales, dos variables que tuvieron un comportamiento mejor que el de hace un año. 

Y este buen comportamiento del mercado descansa, según la entidad, en la evolución positiva de varios factores: el crecimiento del empleo, la mayor oferta de crédito y los bajos tipos de interés, el buen tono de la demanda extranjera y, más recientemente, las expectativas de revalorización del precio de la vivienda. 

Además, BBVA estima que los bajos costes de financiación y la progresiva mejora de la renta disponible de las familias "siguen permitiendo que los ratios de accesibilidad a la vivienda en España mejoren, todo ello a pesar de la paulatina recuperación mostrada por el precio". 

Así, el banco espera que durante 2016 el sector se recupere a ritmos similares a los del pasado año. A su vez, al igual que para el conjunto de la economía, las previsiones de la entidad indican una ligera moderación del crecimiento de la inversión residencial en 2017. "Si bien, previsiblemente, ésta moderación será de menor intensidad que la del conjunto de la economía dada la relevancia que las expectativas tienen en este mercado y, por el momento, las existentes en torno a la vivienda se muestran positivas en el horizonte de previsión", señalan los analistas en un informe.

Por todo ello, la entidad espera que el precio de la vivienda concluya el año en curso en positivo, con un crecimiento promedio anual alrededor del 2,5%. Un incremento que en 2017 será del entorno del 3,5%. Con ello, paulatinamente, el precio va recuperando la caída de algo más del 38% que sufrió durante la crisis. Así, al cierre de 2017 el banco espera que el precio de la vivienda se sitúe en niveles de mediados de 2004. 

Pero recuerda que la recuperación va a ser muy desigual en términos geográficos. "Mientras en algunas zonas la tasa de crecimiento del precio volverá a ser muy superior a la media, en otras todavía podría haber correcciones".