Información sobre vivienda y economía

Las claves de la hipoteca variable de BBVA: menos del 1% de interés y para comprar cualquier casa

Permite financiar primeras y segundas residencias y aplica comisión por amortización anticipada

Autor: Redacción

BBVA comercializa una de las hipotecas variables más atractivas del mercado, a pesar de que no ha modificado sus condiciones en los últimos tiempos.

En concreto, este préstamo para la compra de vivienda establece un tipo de interés del 1,99% durante el primer año que a partir de ese momento se reduce a euríbor + 0,99% (1,39% TAE), siempre que el cliente decida aplicarse bonificaciones.

Por ejemplo, domiciliar la nómina (más de 600 euros en el caso de un asalariado, más de 300 euros si se trata de un pensionista o la cuota de autónomos si es un trabajador por cuenta propia), contratar el seguro de hogar con Allianz y contratar un seguro de amortización que cubra al menos la mitad del importe de tu hipoteca, con un máximo de 150.000 euros. La última condición que establece la entidad financiera es que esos seguros se encuentren en vigor y al corriente de pagos para que el diferencial del préstamo se mantenga por debajo del 1%.

En el caso de que el cliente no cumpla con ninguno de los requisitos anteriores, el tipo de interés se eleva hasta euríbor + 1,99% (2,52% TAE) a partir del segundo año.

En lo que se refiere a las comisiones, BBVA no cobra nada por la apertura de la hipoteca, aunque sí por amortizarla de forma anticipada, ya sea de manera parcial o total. El adelanto mínimo es de 300 euros, más la penalización correspondiente: un 0,15% del importe reembolsado si el pago se produce durante los primeros cinco años de vida del préstamo. A partir de ese momento desaparece la comisión.

Otra de las ventajas de esta alternativa hipotecaria es que está disponible tanto para la compra de una vivienda habitual como para una segunda residencia, aunque con distintos márgenes de financiación. En el caso de la primera vivienda, el banco está dispuesto a financiar hasta el 80% del menor de estos importes: el valor de tasación del inmueble o el precio de compra. Para el resto de viviendas, la financiación máxima es del 70%.

También conviene recordar que este préstamo puede contratarse por un máximo de 30 años, siempre que el plazo de vida del préstamo más la edad del solicitante no supere los 70 años de edad, y que está limitado personas que vivan en España y tengan sus ingresos y patrimonio en euros.

 

Compara las mejores hipotecas en idealista/hipotecas y resuelve tus dudas con nosotros de manera gratuita.