Información sobre vivienda y economía

Aumenta la brecha salarial: los directivos ganan un 10% más que en 2010 y los empleados, un 1%

Gtres
Gtres
Autor: Redacción

La crisis ha aumentado la brecha salarial entre los que más ganan y los que cobran unos sueldos moderados. Según los datos que manejan la escuela de negocios EADA Business School y la consultora de Recursos Humanos ICSA, los altos cargos de las empresas en nuestro país ahora ganan mucho más dinero que en 2010, mientras que los empleados rasos apenas han percibido un incremento salarial.

El estudio que han publicado ambos organismos calcula que los directivos ganaron en 2015 un 9,7% más que en 2010, mientras que en ese tiempo la plantilla cobró un escaso 0,7% más, según los datos que publica el diario El País.

Así, y mientras el sueldo bruto de los directivos se situó el año pasado en 78.605 euros, casi 7.000 euros por encima que cinco años antes, el de los trabajadores se quedó en 22.509 euros, lo que significa que apenas ganaron 163 más que hace un lustro. En el caso de los mandos intermedios, el sueldo medio se situó el año pasado en 37.799 euros.

Si comparamos las cifras actuales con las que existían en 2009 el resultado es aún más desolador. De acuerdo con el estudio, la brecha salarial se evidencia si comparamos la caída salarial registrada por los empleados (253 euros menos al año) y por los mandos intermedios (595 euros anuales menos) con el incremento de los directivos (5.010 euros más al año).

“El proceso de devaluación salarial iniciado en 2009 a causa de la crisis económica ha afectado principalmente a los trabajadores de base y de los cuadros intermedios. Son perfiles que cada vez tienen menos relevancia en las organizaciones”, explica Jordi Costa, director de los programas de Admisión de Personal, Relaciones Laborales Estratégicas y Compensación Integral de EADA. Por el contrario, los directivos han visto como aumentaba su salario año tras año.

Para Ernesto Poveda, presidente de ICSA Grupo, “el estudio revela que la evolución salarial cronifica y perpetúa las diferencias salariales en diferentes categorías. Con estos datos y con una tasa de paro por encima del 20% no podemos decir que hayamos salido de la crisis, a pesar de la reactivación de los procesos de selección de profesionales por parte de las empresas”.

También hay una brecha con Europa

Las diferencias de sueldo no solo se dan entre las categorías de empleados, sino que también existen entre lo que cobran los profesionales de cada una de ellas con sus homólogos europeos.

Comparándonos con nuestros vecinos italianos y franceses, por ejemplo, hay diferencias salariales importantes, sobre todo en los rangos superiores. Así, un directivo español cobra de media un 58% menos que un italiano y un 25% menos que un galo, mientras que en los mandos intermedios la brecha es del 49% con Italia y del 15,1% con Francia. Entre los empleados rasos, la diferencia es del 35% y del 21%, respectivamente.

“El principal motivo es que los dos países vecinos cuentan con una legislación laboral menos rígida que la española y las organizaciones ofrecen incentivos y sistemas retributivos alternativos”, concluye Poveda.