Información sobre vivienda y economía

Qué cambia y qué no en la Campaña de la Renta 2019 por la crisis del covid-19

Freepik
Freepik
Autor: Redacción

La Campaña de la Renta 2019 es completamente atípica: ha arrancado en pleno confinamiento social por la expansión del coronavirus. Ante esta situación excepcional, los asesores fiscales están recibiendo una oleada de dudas por parte de los contribuyentes, que si preguntan si el estado de alarma permite no presentar la renta, pagar más tarde de lo habitual o cómo afecta que la empresa le haya aplicado un ERTE en las últimas semanas.

En este escenario, la asesoría Servigestión ha publicado un documento en el que responde a algunas de las preguntas más habituales y en el que alerta de que los contribuyentes tienen que cumplir con sus obligaciones fiscales como en todas las campañas. La gran duda es si a principios de mayo se podrá acudir a las oficinas de Hacienda a presentar la declaración.

Resumimos las principales dudas y las respuestas de la asesoría:

¿Han cambiado los plazos para presentar la declaración?

De momento no. La campaña arrancó el pasado 1 de abril y durará hasta el 30 de junio, por lo que se mantiene la duración habitual de unos tres meses.

Ahora bien, Servigestión no descarta que, como consecuencia del estado de alarma, se puedan ampliar los plazos de presentación. El Sindicato de los Técnicos de Hacienda (Gestha), por ejemplo, ha pedido públicamente que se amplíe el final de la campaña hasta septiembre.

¿Puedo no presentar mi declaración, acogiéndome al estado de alarma?

Rotundamente no. Si estamos obligados a hacer la renta, tenemos que presentarla en los plazos estipulados. Según explica la Agencia Tributaria, cuando el contribuyente tiene al menos dos pagadores, está exento de presentar la declaración si las rentas que ha percibido en total no supera los 14.000 euros anuales. Para quienes tengan un solo pagador, la cifra sube a 22.000 euros, aunque pueden presentar la declaración si el resultado es a devolver.

¿Puedo no pagar, ya que estamos en pleno estado de alarma?

El contribuyente está obligado a pagar. La situación actual no exime del pago del IRPF, aunque sí es posible solicitar el habitual pago fraccionado, que permite dividir el desembolso en dos veces.

¿Se puede ir a una oficina a hacer la declaración?

Las oficinas de la Agencia Tributaria están temporalmente cerradas. A partir del 5 de mayo los contribuyentes pueden pedir cita online (el día 7 de mayo empieza atención telefónica), aunque todavía no se sabe si habrá cambios o no para las citas presenciales.

Y es que, como recuerda la asesoría, el hecho de que las oficinas permanezcan cerradas  "supondrá una gran dificultad para muchos de los contribuyentes que estaban acostumbrados a realizar su autoliquidación a través de las citas presenciales en las propias oficinas de Hacienda. Hasta el momento, las fechas se mantienen, aunque no es descartable que se produzca algún cambio de última hora"

¿Debo esperar para presentar la declaración?

La asesoría recomienda a los contribuyentes que revisen su borrador y que lo confirmen solo si tienen claros todos los datos. En el caso de que haya dudas, "no es mala idea esperar y cerciorarse de que, lo que estamos presentando, es correcto", recalca.

Recordemos que el borrador que manda Hacienda es solo una propuesta de declaración, por lo que es necesario revisar todos los datos, modificar los que estén incorrectos y añadir los nuevos. La Agencia Tributaria asegura que hay muchos datos que desconoce de los contribuyentes, como si ha cambiado su estado civil, si ha tenido un hijo, si ha realizado un donativo a una ONG o ha pagado una cuota sindical y si tiene derecho a aplicarse una deducción. [Consulta aquí los datos a revisar y cómo cambiar los errores]  

"Por supuesto, no se debe olvidar la declaración de ventas de inmuebles, acciones, fondos de inversión, posibles indemnizaciones percibidas que habrán de ser estudiadas de manera individualizada, rescate de seguros de vida, de planes de pensiones...", puntualiza

Si no sé modificar el borrador y quiero presentarla ya, ¿qué hago?

En este caso, el consejo es ponerse en manos de profesionales (gestorías, asesorías, abogados, economistas...) que la realicen y la presenten telemáticamente. Además, ellos mantendrán al cliente informado de cualquier cambio que se pueda producir en la campaña.

¿Me afecta el ERTE que me han efectuado?

En esta declaración de la renta no, porque es sobre el ejercicio 2019. Influirá en la campaña que se celebrará entre abril y junio del año que viene.

Los cambios ajenos al coronavirus

Esta Campaña de la Renta trae algunos cambios. El que va a afectar a todos los contribuyentes es la necesidad de validar el domicilio fiscal en un apartado diferente a la declaración (se corrobora o modifica la primera vez que se accede a los datos fiscales, ya sea al pedir cita previa, al usar la app de la AEAT o al acceder a los servicios personalizados o a los expedientes) para, según Hacienda, actualizar la información y mejorar la gestión de las declaraciones. 

En caso de arrendamiento, se desglosarán todos los conceptos necesarios para asistir al contribuyente en el cálculo del rendimiento de capital inmobiliario, particularmente de las cantidades destinadas a la amortización. Así, en el próximo ejercicio, el contribuyente podrá obtener este importe directamente de Renta Web. Se específica expresamente que solo deberán identificarse los NIFs de los arrendatarios cuando se trate de un arrendamiento de vivienda destinada a vivienda habitual; no debe informarse de los arrendatarios cuando se trate de arrendamientos turísticos o de locales de negocio.

Por otro lado, también hay cambios en los rendimientos del capital inmobiliario. Para agilizar la tramitación de las devoluciones y reducir el número de requerimientos, se crea un nuevo Anexo “D” de cumplimentación voluntaria, en el que los contribuyentes podrán consignar el NIF de los proveedores de determinados gastos, así como su importe.