Información sobre vivienda y economía

Las condiciones que establece BBVA para bajar el interés de su hipoteca fija al 1,45%

La nómina y la contratación de seguros ayudan a reducir el tipo de interés

Autor: Redacción

La apuesta por las hipotecas fijas se mantiene fuerte en el arranque del año. Y una de las ofertas más atractivas del momento es la que ofrece BBVA, según el comparador de idealista/hipotecas.

Este préstamo fijo a 30 años permite financiar hasta el 80% del precio de compra (o hasta el 80% del valor de tasación, si éste está por debajo del precio de mercado) siempre que se trate de la vivienda habitual. El porcentaje cae hasta el 70% si la operación es para adquirir una segunda residencia.

El tipo de interés que aplica esta hipoteca se sitúa en el 1,45% (2,32% TAE) desde la primera hasta la última cuota, aunque para ello el cliente debe domiliciar su nómina en la entidad y contratar el seguro de hogar y el seguro de vida.

En ausencia de estas bonificaciones, el tipo de interés se encarece un punto, hasta quedarse en el 2,45% (2,93% TAE), superando así la media histórica del euríbor a 12 meses (actualmente se sitúa en 1,88%), aunque durante los primeros seis meses el cliente pagaría ese 1,45% inicial.

Independientemente de que se contraten y se mantengan los productos indicados, este préstamo no establece comisión de apertura, aunque sí penaliza la amortización anticipada, ya sea parcial o total. La cancelación mínima debe ser de 300 euros, y la comisión máxima se sitúa en el 2% del capital reembolsado si se produce en los primeros 10 años de vida del préstamo y del 1,5% a partir de entonces. Como es habitual, esta penalización sirve a la entidad a compensar la pérdida financiera que pueda sufrir como consecuencia del pago anticipado.

Otra de las condiciones que establece la entidad es que la edad del solicitante sumada a la vida del préstamo, al margen de que se apliquen o no todas las bonificaciones, no puede superar los 70 años, mientras que solo está disponible para clientes que residan en España y tengan unos ingresos y un patrimonio en euros.