Información sobre vivienda y economía

Las multinacionales extranjeras seguirán apostando por España gobierne quien gobierne

“Las multinacionales necesitan gobiernos estables y lo único que demandan en el caso de España es que el próximo Gobierno sea sólido y se forme en un plazo razonable, pero no les preocupa la ideología. Dudo de que las inversiones se frenen por el color político y creo que España seguirá estando en el ranking de los países más atractivos del mundo para las grandes empresas internacionales”.

Con estas palabras resume Adolfo Aguilar, presidente de la asociación Multinacionales por Marca España, cómo ven las filiales de los gigantes empresariales mundiales presentes en nuestro país el escenario político actual y la convocatoria de unas nuevas elecciones.

A pesar de que las grandes empresas españolas están cerrando filas en un discurso que se aleja de populismos y se acerca más a avanzar en la senda reformista, sus homólogas extranjeras se muestran mucho más tranquilas.

El marco legal y jurídico de España, aunque necesita mejorar, es estable y tenemos una posición geoestratégica envidiable para las empresas. Nuestro país es la puerta de entrada a Latinoamérica, a Europa y al norte de África y, por eso, siempre ha atraído inversiones y lo seguirá haciendo”, asegura Aguilar.

El presidente de la asociación Multinacionales por Marca España, que engloba a casi 40 grandes firmas, recuerda que muchas de ellas llevan instaladas en el mercado doméstico más de medio siglo. Toda una señal de que su vocación es la permanencia y la apuesta por los países con potencial y no tanto el signo político del Ejecutivo.

“Algunas multinacionales llegaron a España a mediados del siglo XX y todos sabemos quién estaba entonces en el poder. Pero lo que busca el gran capital extranjero no es dar pelotazos, sino realizar inversiones a largo plazo”, añade.

La alemana Siemens, por ejemplo, cumplió el año pasado 120 años en nuestro país, mientras que la consultora irlandesa Accenture lleva medio siglo operando en el mercado doméstico y la compañía francesa de servicios de ensayo, inspección y certificación Bureau Veritas abrió su primera oficina hace más de 160 años. Aunque su llegada ha sido más tardía, en la asociación también están las estadounidenses Facebook y Google, el fabricante de móviles chino Huawei, el grupo italiano Mediaset o las consultoras Knight Frank, Deloitte y EY.

Ahora bien, lo que sí necesita nuestro país es conformar un Gobierno lo antes posible para no perder proyectos que están a la espera del resultado electoral. “Puede que haya inversores que pospongan sus decisiones y no podemos permitirnos retrasar las decisiones de inversión. La burocracia es tremenda comparada con la de otros países del entorno (ocupamos el puesto 33 en el ranking de los países donde es más fácil hacer negocios según el Banco Mundial) y la competencia global es muy fuerte, por lo que compañías y Administración debemos trabajar juntos para atraer más dinero exterior”, reconoce.

España, un país 'top' para las multinacionales

La asociación, en colaboración con la Universidad Camilo José Cela, ha elaborado un estudio para poner en valor la contribución de las multinacionales extranjeras en el crecimiento español, la creación de empleo y el desarrollo de la sociedad.

Entre las cifras más destacadas del informe encontramos, por ejemplo, que España fue el duodécimo país del mundo (y tercero en Europa) que recibió más inversión extranjera directa en 2014 con 22.904 millones de dólares (unos 20.200 millones de euros). China, Hong Kong y Estados Unidos copan los primeros puestos de la clasificación, en la que también están Reino Unido, Singapur, Brasil, Canadá, Australia, India, Países Bajos y Chile.

Si la variable a medir es el stock de inversión extranjera directa acumulada escalamos incluso a la novena posición del ranking mundial. Entre 2000 y 2014, dice el informe, España ha captado 721.879 millones de dólares de capital internacional (unos 636.000 millones de euros), una cifra que está en máximos históricos y que supone el 2,8% del stock mundial (por encima de lo que representa el PIB de España en el mundo -1,8%-) y el 7,9% del acumulado en la Unión Europea.

Estados Unidos, Reino Unido y Hong Kong lideran el ranking, en el que también se encuentran, por este orden, China, Singapur, Brasil, Alemania y Francia, además de Suiza que cierra el top 10.

Además, la asociación recuerda que las multinacionales no han dejado de apostar por España ni siquiera en los años de crisis, lo que muestra el creciente interés que tienen en nuestro país.

Entre 2008 y 2013, sin ir más lejos, el número de filiales de empresas extranjeras se ha disparado más de un 50% (hay más de 11.000) y ya representan el 34% de las compañías con más de 250 trabajadores.

También son responsables de 2,7 millones de empleos (1,3 millones directos y 1,4 millones indirectos), lo que significa que desde 2008 han aumentado sus plantillas en un 5,6%; realizan cerca del 40% de las ventas españolas en el exterior gracias a que se benefician de sus filiales en otros países, pagan un sueldo cerca de un 36% más alto que la competencia, comparten 'know-how' con las empresas locales y convencen a sus matrices de que sigan invirtiendo en nuestro país. Y todo ello se traduce en competitividad y crecimiento económico: solo entre 2006 y 2013, las multinacionales contribuyeron a un aumento del PIB cercano al 4%.