Información sobre vivienda y economía

Cerberus, Blackstone y LoneStar copan dos tercios de los activos que los fondos han comprado a la banca

Autor: Redacción

Los tres pesos pesados internacionales de la inversión inmobiliaria en España en los últimos tiempos han sido Cerberus, Blackstone y LoneStar. Estos fondos estadounidenses han comprado a los bancos 94.334 millones de euros en activos adjudicados y préstamos morosos entre 2015 y 2018, lo que supone el 64% del volumen total que han comprado los fondos en ese tiempo. 

Según los cálculos de Axis Corporate, en ese plazo el sector financiero doméstico ha traspasado 147.354 millones de euros en activos y préstamos, de los que buena parte son terrenos. Aunque no hay estadísticas oficiales al respecto, se calcula que el suelo supone entre 20.000 y 40.000 millones de euros. Una cantidad que ahora debe ser digerida por los fondos, ya sea mediante su venta a las promotoras o el desarrollo de viviendas.

De momento, son varios los gigantes internacionales que han ido metiendo la cabeza en el negocio de la promoción. Por ejemplo, Cerberus cuenta con Inmoglaciar, mientras que Bain Capital cuenta con Habitat y Värde Partners, con Vía Célere y Aelca. Más recientemente, Castlelake ha anunciado un acuerdo con Aedas Homes para comprar suelo no finalista (es decir, que está en proceso de conseguir licencias antes de poder iniciar nuevos proyectos).

Según se observa en el gráfico, junto a los tres pesos pesados de la inversión destacan otros fondos muy conocidos en el mercado doméstico, como por ejemplo Axactor, Bain Capital, Oaktree, Intrum, Apollo, Elliott, KKR o Lindorff. Y en la lista de principales compradores también encontramos varias entidades financieras internacionales (como Deutsche Bank y Goldman Sachs) y promotoras (Metrovacesa y Neinor). 

Por el lado de los vendedores destacan Santander, que ha traspasado 36.710 millones de euros; BBVA, con casi 29.200 millones; Caixabank, con unos 27.050 millones; y Sabadell, con unos 18.300 millones. El quinto banco más activo en lo que a desinversión inmobiliaria se refiere ha sido Bankia, con unos 11.030 millones de euros traspasados desde 2015.