Información sobre vivienda y economía

El ‘build to rent’, acelerador de la reactivación inmobiliaria tras el covid-19

La crisis sanitaria está ayudando a que el negocio inmobiliario reordene sus ideas

La crisis sanitaria está ayudando a que el negocio inmobiliario reordene sus ideas para volver con mucha más fuerza. Uno de los sectores que saldrán reforzados de este bache económico será el 'build to rent', un área que ya estaba despuntando antes de que estallara la crisis del coronavirus en España, pero que ahora tomará más fuerza gracias al cambio de mentalidad social y gracias a la estabilidad que muestra para los inversores. Según los expertos, podría convertirse en “el acelerador que la reactivación inmobiliaria necesitará tras esta etapa”.

Así lo han explicado Esther Escapa, directora de transacciones y desarrollos de Axa Investment Managers, Andrés Pan de Soraluce, director general de la división inmobiliaria de Acciona, y Andrés Horcajada, consejero delegado de Locare y fundador de Tectum, en la mesa redonda que se ha celebrado en el marco de Simapro Home Edition, un ciclo de encuentros online retransmitidos en directo en el que abordaremos diversos temas relacionados con la gestión de la crisis, sus efectos en el sector y el ritmo de la recuperación.

Los profesionales han comenzado haciendo una valoración de cómo estaba el mercado de la promoción para alquiler antes del covid-19. “Estábamos en una situación con buenos fundamentales, una oferta que estaba poniéndose a tono, un ritmo de producción óptimo y una demanda muy activa”, dice Escapa.

Para el CEO de Locare, antes de la entrada del covid-19 “era evidente que el 'build to sell' estaba en un momento plano” y que “esa curva de venta se había deplazado al 'buid to rent'. “Esta tendencia que ya se vio en 2019 será lo que esta crisis exaltará: las ventas se frenarán para que suba el alquiler”, añade.

No obstante, los profesionales aseguran que la actividad no se ha interrumpido y que “el análisis y el interés del inversor se sostiene completamente”. “Hay una convicción transversal y es que el residencial es un activo que debería contribuir a la recuperación. Sigue habiendo mucho motivos para que esa demanda salga reforzada”, añade la directiva.

Andres Horcajada añade que el coronavirus “está afectando a la promoción de obras en curso y esto supone ralentización debido a las paradas de actividades: esto va a llevar un tiempo y nos plantea la perdida de algunos meses”. El ejecutivo asegura que la problemática que sufre el sector de la construcción conlleva problemas logísticos para el inmobiliario. “Son situaciones que se resolverán en un par de meses siempre y cuando la crisis sanitaria pase”.

“Esta situación ha afectado a la construcción, pero tampoco exageremos, porque han sido solo siete días. La construcción es una de las actividades que ha estado menos inactiva. No veo una paralización, veo una ralentización. Esto cambiará los hábitos. Y esto favorecerá a los alquileres. Estábamos a una distancia de más de la mitad de un mercado maduro como Alemania en cuanto al alquiler y creo que esta crisis generará un mayor replanteamiento en la necesidad de comprar una casa y las necesidades alternativas, como el alquiler. No habrá menor necesidad de vivienda, habrá más”, explica Andrés Pan de Soraluce.

La administración pública, decisiva en la recuperación

Si en algo han coincidido los expertos es que la recuperación de la economía en España viene, en parte, de la mano del inmobiliario y que la administración pública jugará un papel importante. “La confianza del inversor sigue intacta porque saben que hay demanda social, pero lo que puede crear incertidumbre son los aspectos regulatorios, ya que es muy difícil tener que explicar a un inversor tres o cuatro cambios en la ley durante una operación”, asegura Esther Escapa.

“Tanto la volatilidad como el ruido en marco jurídico que se puedan encontrar los inversores en el terreno de juego es el elemento que puede impactar de una manera más negativa a la confianza”, añade la directiva de Axa.

“Las medidas de gobierno están pecando de falta de claridad. La premura con la que la están realizando los decreto no les permite una mejor redacción, así que les pedimos una mayor claridad en la norma, para interpretarla mejor y que los inquilinos y propietarios sepan también aplicarla”.

Para el directivo de Acciona, “el suelo ha limitado el crecimiento del 'build to rent'. “Creo que esta situación va a dar a este mercado una mayor agilidad. Ahora va a haber un replanteamiento desde la administración. Más suelo publico para convertirlo en productivo. Todo esto generará movimiento en el mercado y por ese lado es sano”, dice.

Cambios en el tipo de vivienda

Otro de los temas que han salido a debate ha sido el tipo de vivienda en el que viven los españoles y cómo podría cambiar a raíz del coronavirus. “Hacemos vivienda asequible, y eso nos lleva a no poder innovar mucho. Lo que nos está enseñando el covid-19 es a como dotar a la vivienda, la distribución, zonas para trabajas o, a nivel edificio, las zonas comunes con las que se pueden dotar a los inmuebles”, dicen desde Locare.

Mientras que para Axa “no va a suponer un cambio profundo”, el experto de Acciona sí que atisba “un cambio y un replanteamiento en el lado sociológico”. “Hemos aprendido que se puede ser eficiente desde casa. Estamos aprendiendo tantas cosas que habrá un replanteamiento en el espacio de oficinas y en como se trabajará desde casa. Vamos a revisitar las necesidades que debe tener una casa para poder ofrecer esta posibilidad”, concluye.