Información sobre vivienda y economía

Las señales de alerta que empieza a mandar la economía española mientras seguimos sin Gobierno

Gtres
Gtres
Autor: Redacción

La economía española está empeorando a marchas forzadas. En las últimas semanas se han conocido datos sobre el crecimiento del PIB, el empleo, las exportaciones, los pedidos de la industria, la fabricación de coches, las altas de autónomos o la compraventa de casas y la firma de hipotecas que muestran señales claras de debilitamiento.

Un escenario que se suma a los importantes focos de tensión internacionales (la guerra comercial entre EEUU y China, el Brexit, la reciente crisis de Argentina o la posibilidad de unas nuevas elecciones en Italia) y que pilla a España con un Gobierno en funciones. Cinco meses después de los comicios generales, todavía no se ha formado el nuevo Ejecutivo y no se puede descartar una nueva cita con las urnas.

Repasamos cómo están algunas de las principales variables económicas y las previsiones de los expertos:

1. El PIB crece al nivel más bajo en cinco años

En el segundo trimestre del año el PIB creció un 0,5% en términos intertrimestrales, el nivel más bajo desde 2014, el año en el que empezó la recuperación económica. Y podría repetirse esa tasa de expansión en el trimestre en curso. Supondría crecer al ritmo más bajo de la horquilla prevista por BBVA Research, que esperaba un alza de entre el 0,5% y el 0,7% este año. La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), por su parte, ha rebajado su previsión de este trimestre hasta el 0,4%. El Gobierno de Pedro Sánchez, en cambio, prevé elevar una décima el crecimiento previsto para este año, hasta situarlo en el 2,3% en tasa anual.

Además de España, Alemania, la gran locomotora de Europa, ha registrado una caída del PIB entre abril y junio, abriendo la puerta a recesión si su PIB se contrae hasta final de año (sumando así tres trimestres consecutivos). EEUU, por su parte, también está en riesgo por la guerra comercial que mantiene abierta con China.

2. El paro subirá por primera vez desde 2013

El servicio de estudios de BBVA también ha alertado de que la tasa de paro podría cerrar el tercer trimestre del año con la primera subida en seis años. En concreto, prevé un repunte del 0,3% y habla de que existen previsiones a la baja tanto en términos de crecimiento como de empleo. Recordemos que la tasa de paro todavía se sitúa por encima del 14%, una cifra que supera en más de tres veces a la de grandes potencias como Alemania, Reino Unido o EEUU.

3. La mayor caída de afiliación de autónomos en una década

Otro dato laboral especialmente llamativo a la par que preocupante es el de las caída de la afiliación de autónomos en el mes de julio. Según los datos del Ministerio de Trabajo, en el séptimo mes del año se produjeron más de 24.000 bajas en el régimen especial RETA. Es la mayor caída desde 2009. Además, las altas crecen cinco veces menos que el año pasado.

4. Las exportaciones crecen al nivel más bajo en siete años

Otro dato preocupante es que en la primera mitad de año las exportaciones han crecido un leve 0,7%, el ritmo más moderado de los últimos siete años, según los datos de Comercio de los que se ha hecho eco el diario La Razón. Además, debemos tener en cuenta que Reino Unido es uno de nuestros principales socios comerciales y que a finales de octubre debe sellarse el Brexit, sin saber aún si el proceso será ordenado o sin acuerdo. 

5. La producción de coches enfilan su tercer año de caídas

El sector del automóvil tampoco atraviesa su mejor momento. Según la patronal Anfac, el motor en España está en recesión. A pesar de que somos el segundo fabricante europeo y el noveno a nivel mundial, el mercado da por hecho que 2019 cerrará con una caída de la producción de entre el 3% y el 5%, lastrado por la menor demanda exterior, como publica el diario Expansión. Sería el tercer ejercicio consecutivo de números rojos.

6. El negocio de la industria sufre el mayor recorte en tres años

Tampoco llegan buenas noticias del sector de la industria. Y es que, según el INE, la cifra bajó un 5% interanual en junio, su mayor recorte en tres años, mientras que las entradas de pedidos del sector se redujeron un 3,3%. Los pedidos de la industria, por su parte, encadenan un año consecutivo en números rojos, aunque en el sexto mes del año registraron la caída más pronunciada desde marzo de 2018.

7. El tercer peor dato del sector servicios en dos años

Otro dato reciente que añade preocupación al mercado es la cifra de negocio del sector servicios. En tasa anual, y descontando los efectos estacionales y de calendario, creció un 4% en junio, la cifra más baja en lo que llevamos de año y el tercer peor dato de los últimos 24 meses, de acuerdo con los datos del INE.

8. La compra de casas sella su mayor caída en un lustro

También llegan algunos datos controvertidos desde el sector inmobiliario. En junio, la venta de casas cayó casi un 14%, tras cerrarse 40.961 operaciones, lo que se traduce en el mayor descenso desde principios de 2014, según el INE. El descenso ha dejado el balance del año a cero, por lo que en los seis primeros meses del año se han vendido las mismas casas que en el mismo periodo de 2018. La entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria en dicho mes y la incertidumbre política están detrás de los números rojos, aunque los expertos de momento creen que será un tropiezo puntual.

9. La mayor caída de firma de hipotecas desde 2013

Los notarios también han detectado un descenso en el número de formalizaciones de préstamos para la compra de vivienda. En el sexto mes del año se firmaron 22.261 préstamos para la compra de vivienda, un 16,2% menos interanual. Es el mayor retroceso desde 2013 y se debe, como en el caso de las compraventas, a factores como la llegada de la nueva ley hipotecaria y la incertidumbre política.

10. El interés del bono, en mínimos

Y si hay un dato que pone sobre la mesa el temor que están sintiendo los inversores ese es, sin duda, que la renta fija (bonos) se están conviertiendo en un refugio ante la tormenta de los mercados financieros. ¿La prueba? El interés del bono español a 10 años está en mínimos históricos y se acerca a terreno negativo. Mientras tanto, el Ibex 35, el indicador de referencia de la bolsa española, lucha en estas últimas sesiones por mantener el balance anual en positivo.