Información sobre vivienda y economía

El Gobierno pagará hasta el 100% de las rehabilitaciones en edificios de viviendas con los fondos europeos

Gtres
Gtres
Autor: Redacción

El Estado prepara la llegada de 72.000 millones de euros de los fondos europeos y comienza a realizar sus primeras predicciones sobre cómo utilizar esta cantidad. En este sentido, el Gobierno pretende conceder ayudas para rehabilitar viviendas por las que los propietarios obtendrán entre el 35% y el 100% del coste de las obras, gracias al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la Economía española, según El País.

Dentro de este plan, la Administración planea destinar 5.800 millones de euros a distintos programas de rehabilitación, aunque el principal foco de atención será la mejora energética de los edificios. El mayor montante económico de la partida, un 70%, será para las viviendas. El otro 30% tendrá como fin rehabilitar edificios públicos y se repartirá a partes iguales entre el Estado, comunidades autónomas y ayuntamientos.

Desgranando el Plan de Rehabilitación, el Ejecutivo central lo ramifica en tres líneas de actuación. El primer es el Plan de Rehabilitación Energética de Edificios (PREE), que se puso en marcha el pasado ejercicio con un presupuesto de 300 millones de euros. Este plan caduca este año y por lo tanto en 2022 se insertará en los dos otros programas que ha destinado el Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana. Uno de ellos tendrá como objetivo rehabilitar viviendas en poblaciones de menos de 5.000 habitantes y el otro tendrá una visión más amplia al abarcar municipios más grandes.

Precisamente, esta última rama es que espera captar una mayor cantidad económica de los fondos europeos. Además, contempla actuaciones en función de la escala: permitirá acometer obras en edificios o en barrios enteros. En el primero de los casos se contemplan subvenciones desde el 35% al 70%, en función del coste y del ahorro energético que suponga, mientras que en los proyectos de regeneración de barrios las ayudas pueden alcanzar el 100% del coste de los trabajos.

Cabe destacar que la subvención máxima está pensada para determinadas zonas urbanas, con perfiles de exclusión social entre sus vecinos, que difícilmente podrían costear este tipo de proyectos. Y siempre que además no haya posibilidad de financiar una parte a través de las compañías energéticas. 

Además, el Gobierno cree que para ejecutar estas reformas las empresas constructoras, energéticas o incluso bancos se asocien y tramiten los proyectos en bloque, incluyendo la obra y la gestión de las ayudas.